Porto derrotó hoy como local en tiempo suplementario 3-1 a la Roma, con un penal cobrado a instancias del VAR, y consiguió el pasaporte a los cuartos de final de la Liga de Campeones de Europa, con un global de 4-3.

El equipo portugués logró los tantos por intermedio de Soares, Marega y Telles, de penal. Para Roma, que en la ida se había impuesto 2-1, consiguió el empate parcial por De Rossi.

Luego del penal convertido por Telles en el segundo suplementario, por una falta verificada en el VAR a Fernando, Roma protestó una supuesta infracción a Schick dentro del área, que el árbitro esta vez no fue a mirarla en el monitor.

En la Roma fue titular el delantero argentino Diego Perotti.